viajes&vinos

El mejor enlace entre el vino y tú

Divinidades

Cultura del vino para quienes no quieren vivirlo "light"

¿Habremus Declaración Vintage Port 2017?

 

 

 

 

Comparte esta historia en:

 

SOBRE VIAJES & VINOS

PORTADA  

SERVICIO A EMPRESAS

CALENDARIO DE EVENTOS   

RUTAS 

EQUIPO EDITORIAL  

AUSPICIO DE CONTENIDOS

POLITICA DE PRIVACIDAD  

NOTICIAS - DIVINIDADES

VINOS Y BEBIDAS

DESTINOS

GASTRONOMIA

EVENTOS

NUEVOS PRODUCTOS

ENTREVISTAS

TENDENCIAS

NOTAS DE CATA

REPORTAJES Y SERIES ESPECIALES

PASADAS EDICIONES

RECIBIR NUESTRAS NOTICIAS

 

CONTACTO:

Viajes & Vinos
PO Box 21404, San Juan, PR 00928-1404
Tel. America: 787-375-9655 * Tel. Europe: 34-628-522-004 * SKYPE: viajesyvinos
Info@viajesyvinos.com * viajesyvinos@yahoo.com * www.viajesyvinos.com

SIGUENOS:

   

 

Junto con Niepoort, Ramos Pinto y Quinta de Noval, Symington Family Estates ha declarado Vintage 2017 para sus Oportos de Dow’s, Graham’s, Quinta do Vesuvio, Graham’s The Stone Terraces, Capela da Quinta do Vesuvio, Warre’s y Cockburn’s, en lo que constituye la primera declaración consecutiva de añadas Vintage desde que la empresa se estableciera en Oporto en 1882.

 

“En mis 25 años como enólogo del negocio familiar jamás vi una añada así. La producción fue muy baja, pero la intensidad, concentración y estructura cortaban la respiración. Producimos vinos muy buenos”, apuntó Charles Symington, enólogo jefe del grupo.

 

Además de éstas, Real Companhia Velha adelantó a Divinidades que también declarará añada Vintage 2017 para sus marcas de vino de Oporto Quinta das Carvalhas, Delaforce y Real Companhia Velha.

 

La posibilidad de declarar una añada Vintage por segundo año consecutivo se contrapone a la preocupación del sector de vino de Oporto por la decisión gubernamental de refundar la Casa do Douro como una asociación pública y de inscripción obligatoria para los viticultores de la región del Douro, cuna de los vinos de Oporto.

Esta reactivación se percibe como onerosa a un sector ya muy regulado y que requiere de mucho capital, y que con la obligatoriedad de pertenencia pone en desventaja a otras entidades reguladoras y de promoción para el vino de Oporto, como el Instituto dos Vinhos do Douro e Porto, actualmente órgano rector de la producción de vino de la región.

El vino de Oporto genera anualmente unas ventas de 555 millones de euros de los que 370, es decir casi un 67%, corresponde a exportaciones. En los última década el vino, los vinos de Oporto han visto incrementar en casi 5% el valor de sus ventas, lo que ha permitido compensar la disminución en volumen. De ahí que las organizaciones de productores insistan en la promoción como vehículo indispensable para el sector y demanden la liberación de fondos actualmente congelados al Instituto para esos fines.

Las añadas Vintage consecutivas:

Siglo XX: 1911 y 1912; 1934 y 1935; 1947 y 1948; 1966 y 1967; 1977 y 1978; 1982 y 1983

 

Siglo XIX: 1810, 1811 y 1812; 1820, 1821 y 1822; 1850 y 1851; 1853 y 1854; 1860 y 1861; 1896 y 1897

 

Siglo XVIII: 1796, 1797 y 1798

 

Te contamos sobre la proclamación de la añada 2016 como añada Vintage para los vinos de Oporto en: “Vintage 2016, una cuestión de honor”.

20 de abril de 2019. Revisado al 23 de abril de 2019. Todos los derechos reservados ©

NOTA: En el mes de mayo Churchill's Port declaró que también tendría Vintage Port 2017.

Más noticias de Vinos y Bebidas

Recibir noticias de Viajes & Vinos

 

Una comparación que no es accidental y que si Guimaraens ya apuntaba al final de aquella vendimia, acaba de constatarse con el hecho de que Taylor Fladgate ha declarado Vintage 2017 para sus cuatro históricas casa de vino de Oporto Croft, Fonseca, Taylor’s y Krohn’s, que además de sus Vintage clásicos embotellarán dos etiquetas adicionales de viñas viejas, lo que añade seducción a los coleccionistas de vinos raros.

 

Taylor’s embotellará su Vargellas Vinha Velha 2017, un Vintage muy raro producido de las viñas más antiguas de la Quinta de Vargellas. El del Vintage 2017 será apenas el octavo lanzamiento de Vargellas Vinha Velha. Del mismo modo, y por primera vez, Croft lanzará un Vintage cuyas uvas proceden de las viñas viejas de Quinta da Roêda. Esta nueva etiqueta ha sido bautizada como Sērikos, palabra griega que significa seda, ya que el vino recuerda el período post-filoxérico de la Quinta cuando tras la devastación de la viña se plantaron moreras para producir seda, ya que los gusanos se nutren de las moras. Sērikos expresa la esencia de las históricas parcelas de viña vieja en la Quinta da Roêda y tanto para él como para el Vargellas Vinha Velha 2017 la producción es limitadísima y se venderá exclusivamente por cupos a partir de este otoño, cuando también estará disponible el resto de las etiquetas.

 

“Tras el largo intervalo que siguió a la proclamación del Vintage 2011, es con gran satisfacción que vemos que a los muy aclamados Vintage 2016 le seguirán los excepcionales vinos de 2017. Todas nuestras casas y sus Quintas producirán vinos extraordinarios que impresionan por su densidad, profundidad y potencial aromático”, comentó Adrian Bridge, Director General de The Fladgate Partnership. Bridge añadió que la de 2017 fue una añada absolutamente excepcional para las viñas viejas lo que llevó a que, además de embotellar una nueva edición de Vargellas Vinha Velha, la empresa lance Sērikos.

 

“La añada 2017 se recordará por las condiciones muy secas de todo el ciclo de crecimiento y maduración, así como por su muy precoz vendimia. El calor en agosto no fue excesivo, pero la sequía y los bajos rendimientos produjeron bayas perfectamente maduras y de hollejos gruesos que derivaron en mostos muy densos y vinos de un equilibrio notable, muy estructurados y profundos, con grandes reservas de aroma y, algunos incluso, con una dimensión mineral que confiere un toque de elegancia y sobriedad a las intensas y poderosas notas afrutadas”, añadió Guimaraens, quien rememoró que no había vendimias tan tempranas desde hace una generación y que la última vez que estuvo tan adelantada fue con la legendaria añada Vintage 1945.

 

La precocidad fue también norma en Ramos Pinto, cuya Master Blender Ana Rosa, dijo haber también sido una de las más precoces de la casa. A pesar de ello la de 2017 fue una añada excepcional, una de los mejores de Ramos Pinto, en que las uvas se presentaron en su mejor punto de madurez y equilibrio, una añada con un perfil maduro, rico y perfumado, pero con una producción exigua debido a la rigurosa selección de las mejores parcelas con el deseo de alcanzar una calidad excepcional. Ramos Pinto declaró Vintage 2017 para su Ramos Pinto y su Quinta de Ervamoira.

 

“Los vinos se caracterizaron por una madurez exuberante, mucha intensidad aromática, fruta profunda y taninos notables pero aterciopelados, convirtiendo a estos Porto Vintage en vinos seductores que pueden disfrutarse ahora, pero que tienen también un inmenso potencial de guarda. Quizás de los mejores que veremos alguna vez”, apuntó Christian Seely, de Quinta do Noval, que declaró Vintage 2017 para su Quinta de Noval y su Quinta de Noval Nacional, éste último elaborado con uvas de viñas prefiloxéricas y sin injertar.

 

Contrario a la añada 2016 que se estrenó con un ciclo vegetativo lluvioso, la del 2017 lo hizo con un invierno frío y seco, al que siguió un clima seco y caliente en primavera y verano, con una brotación temprana en marzo, un envero temprano a mediados de junio y récords de pobre pluviometría y olas de calor prolongadas, especialmente en junio, cuando las temperaturas llegaron a alcanzar 42–44°C (108–111°F) en el Douro dañando muchos racimos, al punto que la ola de calor se llegó a conocer como la « Queima de São João ».

 

Esto desembocó en bajísimos rendimientos  ---de los más escasos en el siglo---, una maduración precoz que se adelantó entre dos y tres semanas a la de 2016, con una vendimia muy temprana que se desarrolló entre mediados de agosto y fin septiembre, con óptima sanidad de la uva y niveles de azúcar superiores a lo normal, lo que en opinión de algunos elaboradores, como David Guimaraens, Enólogo y Director Técnico de The Fladgate Partnership, benefició al vino al permitir fermentaciones más prolongadas y mejor extracción de color, algo importante en la añada 2017 por el grosor de los hollejos de las bayas de vid. Unas temperaturas más moderadas con noches más frescas durante la vendimia fueron trascendentales para mantener parámetros de maduración equilibrados. Una vendimia que Taylor’s y otros asemejan a la de 1945, una añada Vintage mítica.

 

Una comparación que no es accidental y que si Guimaraens ya apuntaba al final de aquella vendimia, acaba de constatarse con el hecho de que The Fladgate Partnership ha declarado Vintage 2017 para sus cuatro históricas casa de vino de Oporto Croft, Fonseca, Taylor’s y Krohn’s, que además de sus Vintage clásicos embotellarán dos etiquetas adicionales de viñas viejas, lo que añade seducción a los coleccionistas de vinos raros.

 

¿Cómo fueron estas dos añadas, diferentes, pero excelentes ambas?

 

El invierno de 2015/16 y la primavera habían sido más lluviosos de lo habitual, una humedad y temperaturas más frescas que persistieron hasta mayo, lo que hizo que se perdiera mucha uva y hubiera que vigilar muy de cerca la sanidad de la viña. Pero a partir de junio el clima volvió a discurrir por su sendero habitual que desembocó en una ola de calor intenso en agosto, con algunas lluvias casi a fin de mes que ayudaron a hidratar las viñas, y aún más calor en septiembre con amenaza de lluvias, lo que hizo que algunos precipitaran la recolección. Pero quienes tuvieron paciencia y monitorearon escrupulosamente la maduración de las uvas, tomaron el riesgo de guiarse por su intuición y dejaron pasar las lluvias de mediados de mes y el insólito calor del 16 de septiembre en el Douro para comenzar a recogerlas después de esas fechas, asegurando una óptima maduración, a paso lento, pero firme, ayudada por los contrastes térmicos entre día y noche. Una vendimia que prosiguió hasta octubre y se benefició de la concentración de la que las altas temperaturas dotaron a las uvas, a pesar de los bajos rendimientos.

 

Para los bodegueros 2017 ha sido, claramente un año excepcional que algunas bodegas consideran quedará plasmado en los anales de la historia del vino de Oporto como una de las grandes declaraciones de Porto Vintage.

 

Habremus Declaración Vintage Port 2017. Con el ritmo que llevan las declaraciones individuales de las casas productoras de vino de Oporto, Viajes & Vinos no tiene duda de que que sí. Que eliminaremos los signos de interrogación del titular y que habremus Vintage Ports 2017, convirtiéndose en la primera declaración consecutiva de añada Vintage en el siglo XXI y en la número 17 desde que el Douro se demarcara como región productora en 1756.

 

Porque la de 2016 también fue declarada Vintage, una clasificación de prestigio que se otorga en añadas excepcionales en las que al menos la mitad de los productores asociados a la Cofradía del Vino de Oporto declara que algún vino de su casa merece ostentar la distinción de Vintage Port. Vintage Port, los más estructurados, robustos y potentes de todos los vinos de Oporto, pero también armoniosos, complejos y refinados en el paladar, que hicieron de la 2016 la añada en que el mayor número de casas de Oporto hicieron declaraciones de Vintage para sus etiquetas.

 

“Desde temprano en la vendimia 2017 supe que ésta sería una añada para proclamar como Vintage y no me equivoqué. El Niepoort 2017 Vintage Port es un vino épico, con gran armonía y la complejidad de poder envejecer por un siglo”, declaró el veterano Dirk Niepoort, añadiendo que el Vintage Port 2017 de su casa se creó como sinfonía, con uvas procedentes de diversos viñedos y parcelas ensamblados en bella armonía.

 

Curiosamente Niepoort no declaró esta etiqueta Vintage en la añada 2016, sino otra el Bioma, un Oporto ecológico. Tampoco lo hizo otro de los pesos pesados del vino de Oporto, Ramos Pinto, que si no declaró Vintage la cosecha 2016, ya se apresuró a hacerlo con la cosecha 2017 para dos de sus vinos de Oporto, su Ramos Pinto Vintage, elaborado con uvas de la Quinta do Bom Retiro y otro en la de Quinta de Ervamoira, en el Douro Superior.

Rosa Maria Gonzalez Lamas. Foto: Viajes & Vinos (C)